ESTA VEZ LOS INVASORES SOMOS NOSOTROS

ESTA VEZ LOS INVASORES SOMOS NOSOTROS

Los alienígenas colonizadores somos los humanos y el nuestro jefe será Trump

Durante mucho tiempo la industria del cine se ha dedicado a contarnos historias sobre lo malvados que van a ser los alienígenas y cómo vendrían a invadirnos violentamente. Quizás sea hora de comenzar a darle la vuelta a ese relato y a tenor de la historia de la humanidad. ¿Y si los aliens somos los humanos y Trump va a enviarnos a colonizar a otros pueblos galácticos?

Trump
Trump | Commonwealth Skateboarding

En 1895 H.G. Wells publicó la mítica novela de ciencia ficción ‘La Guerra de los Mundos’ donde se describe una invasión alienígena de la tierra en la que supone la primera gran referencia de ficción conocida sobre esta idea: los aliens van a venir y quieren acabar con nosotros. Más tarde, en 1938, Orson Wells creía el famoso serial radiofónico que adaptando la novela creó gran alarma social porque se emitió con formato de noticiario de carácter urgente (a pesar de que al inicio se avisaba de su carácter ficticio) y llevó a muchos oyentes a creer que lo que estaban oyendo estaba sucediendo en realidad.

Es obvio que esa ingenuidad sería imposible en un mundo dominado por la desconfianza hacia lo que es verdadero. Pero lo que ha permanecido de forma prácticamente inmutable y ha sido reforzada por la industria del entretenimiento, especialmente por las grandes empresas cinematográficas de Hollywood, es la idea de que los alienígenas serán violentos y querrán invadirnos, colonizarnos, someternos, etc.

En 1996 se estrena ‘Independence Day’, una de las películas comerciales más conocidas que aborda esta cuestión, no sólo los aliens vienen a por nosotros (a por todo el planeta) sino que encima la batalla principal se desarrolla un 4 de Julio...que casualmente es el Día de la Independencia de los Estados Unidos de América. Los americanos salvando al mundo de una invasión alien. ¿No es eso lo que ellos creen que hacen cuando intervienen en guerras como la de Irak? Sí, la narrativa de lo que es un alien está construída bajo la lente de la industria norteamericana.

Un año más tarde se estrenó ‘Mars Attacks’ de Tim Burton. Haciendo honor a las películas de aliens de los años 50 y con una estética muy propia del Comic y de los singulares universos creados por Burton y con un reparto impresionante, la historia mantiene entre humor y surrealismo el mismo mantra con respecto a los alienígenas que vienen de Marte: quieren acabar con nosotros

Sin embargo es obvio que a veces hay excepciones: ‘District 9’ supuso un punto de vista poco explorado por parte del cine mainstream: los aliens son refugiados que sobreviven como pueden en campos a las afueras de grandes ciudades. La historia se desarrolla en Sudáfrica y los aliens son considerados seres inferiores que no merecen ser ayudados y a los que se abandona a su suerte. Desgraciadamente el paralelismo con respecto a los refugiados sirios es bastante claro.

Ahora consideremos una serie de hechos que están ocurriendo simultáneamente:

- Donald Trump, sea un avatar de sí mismo o no, se proyecta públicamente sin esconder su machismo (“Cuando eres una estrella puedes hacer lo que quieres con las mujeres”) , su racismo (“Los mexicanos son violadores y criminales” y su belicismo (“Tenemos que volver a ganar guerras”).

- Estados Unidos ha aumentado en 54.000 millones de dólares su presupuesto militar

- Trump firmó una ley que autoriza a la NASA a enviar misiones tripuladas a Marte en la década de 2030.

- Muchos trabajadores de la NASA, no sintiéndose representados por Trump y su discurso con respecto a muchos temas, entre ellos el cambio climático, deciden crear una cuenta de Twitter alternativa para poder informar con independencia de los dictámenes jerárquicos que reciban.

Montaje en el que vemos a Trump como personaje de ‘Mad Max: Fury Road’. | Agencias

Toda esta coctelera socio-política nos lleva a pensar que no sería descabellado imaginar lo siguiente como parte del punto de partida de una ficción (cinematográfica, por qué no):

El 4 de Julio de 2030 a punto de producirse la partida del “Freedom Team” para explorar los exoplanetas de Trappist-1 descubiertos años atrás , varios miembros de la Junta Directiva de la NASA deciden dimitir, enviando un comunicado de prensa donde se oponen a que el Comandante en Jefe Donald Trump ha impuesto los perfiles militares en vez de los perfiles civiles vinculados a investigación tal y como estaba previsto inicialmente.

A lo largo de todo el año 2031 y tras muchas noticias confusas sobre lo que estaba pasando, se descubre que Estados Unidos estaba enviando más escuadrones militares al haber hallado vida inteligente en uno de los planetas de Trappist-1, defendiendo que era “prepararse para encontrarnos hostilidades”.

En 2032 Estados Unidos declara la guerra a la civilización Trappiense no habiéndose demostrado ningún incidente que muestre la beligerancia por parte de ella más allá de aisladas acciones de autodefensa. La guerra cuesta millones de dólares y vidas humanas, pero es ganada por parte de Estados Unidos (en nombre del resto del planeta).

En el año 2040 se instala el primer McDonalds en un exoplaneta remombrado como Monsanto y las empresas inmobiliarias empiezan a ofertar viviendas para los humanos que decidan mudarse allí. La población nativa trata de migrar a zonas no habitadas por humanos o directamente trabaja a muy bajo coste para éstos.

Más noticias

Los mas vistos

Xtreme Cities

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.